La pandemia del Covid-19 ha planteado a la industria del facility management desafíos sin precedentes. Se han vivido situaciones en las que los equipos de limpieza se han tenido que enfrentar a niveles de servicio muy altos, especialmente en sectores como el sanitario y de atención social. Además, siguiendo las normativas de los organismos competentes, para minimizar la propagación del virus se han implantado estrictos protocolos de salud y seguridad. 

Es esencial mantener los espacios seguros, limpios e higiénicos para los usuarios, clientes y personal, prestando un especial interés a las zonas de paso y a las superficies de mayor uso, donde la limpieza profunda y la desinfección es vital para reducir la transmisión del coronavirus.

El cambio cobótico que se prevé para la industria del FM 

La industria del FM y sus organizaciones deben evolucionar y transformarse para seguir siendo relevantes y competitivos en un mundo posterior al Covid-19.

Una investigación realizada, al inicio de la pandemia, entre los líderes del FM de la región EMEA revela un alto interés por los cobóticos, es decir, la colaboración entre trabajadores de primera línea y máquinas o robots. El cobot es un robot colaborativo que trabaja al lado del trabajador para facilitar los trabajos más mecánicos, repetitivos o extenuantes. Los cobots trabajan junto al trabajador o equipo de trabajo, no en su lugar.

La introducción de cobots permite a los proveedores de facility management cumplir y superar los niveles de servicio sin necesidad de adquirir recursos adicionales. Pueden demostrar cómo la innovación, dentro de su modelo operativo, ofrece un entorno más limpio e higiénico. De esta manera, los cobóticos se consideran claves en el futuro, donde los edificios inteligentes requerirán una limpieza inteligente. Además, la adopción de cobóticos no se trata solo de tecnología, también implica nuevas ideas y enfoques innovadores para los servicios. 

Este modelo comercial cobótico proporciona a los líderes empresariales una visibilidad y un control completos sobre los costes, y una agilidad y resiliencia mucho mayores dentro de sus operaciones, algo que la pandemia del coronavirus ha revelado como una necesidad.

A medida que la industria del FM mira más allá de la pandemia del Covid-19, tiene la oportunidad de adoptar un nuevo enfoque para la prestación de servicios y la estrategia comercial, una que le permitirá impulsar la eficiencia y la productividad y ofrecer niveles de servicio más sostenibles y de mayor calidad.